tagFeticheGV1016 Ch. 09

GV1016 Ch. 09

byvlades©

Harumi me había dado un baño a conciencia. Mi cuerpo fue regado de colonia de tal manera, que aún sigo inundado de un olor a limón y lima. Después de mas de media hora aún sigo oliendo al fuerte aroma. Casi que no percibo el olor de los condimentos y los tallarines de la hoya calentando. Poco debe de faltar que termine de prepararse eso que Harumi ha puesto tanto empeño en la cocina mientras yo la seguía en silencio.

Bueno, poco falta para el almuerzo. Mientras, mi dueña descansa en su sofá con sus largas piernas estiradas y un pie sobre el otro sobre un cojín grueso y fuerte. Ella lee tranquila unos libros que a pesar de que por fin estoy atendiendo los pies de mi dueña, se me despierta una curiosidad al ver que se trata de unas revistas de animalización de esclavos.

No me atrevo a lamer sus dedos como acostumbro, y lameteo el empeine y los laterales despacio como si estuviera estudiando los límites de su placer. No me puedo permitir unas molestas cosquillas en esos lindos pies. Pero mis ojos parecen bizcos mirando en los sentidos de su pie y la portada de la revista que tapa su rostro. Me pregunto que interés tiene para ella en esa revista al mismo tiempo que me pregunto por su estado mientras lamo sus pies sobre el cojín. ¿Lo hago bien?.

A pesar de haber tenido dos desahogos, vuelvo a tener una erección. Y es que mi estado al volver a mi atuendo con el collar que me bautiza a su poder, las restricciones en muñecas y tobillos, y sentir mis genitales al aire con los aros que no se me han quitado ni en el baño, son motivos que se complementa con la acción de estar en mis rodillas y manos lamiendo sus hermosos y perfectos pies. Totalmente excitado me aventuro a tomar el dedo gordo en mis labios y ella lo esquiva. Entonces retorno con mi lengua a los laterales bajando despacio hasta el talón. Subo un poco y beso el hueso saliente de su tobillo para bajar con mi lengua el empeine hasta el inicio de sus dedos. Allí doy repetidas lenguas saltando las lineas de sus recogidos y pequeños dedos.

Por unos instantes parece que no le molesto al lamer sus dedos e incluso las uñas. Pero aletea los pies como si buscare que una corriente de aire le pasara. Así que tengo que alternar mis funciones según los movimientos. Pero no se... Creo que es la lectura la que hace que sus pies se muevan por reflejo. La noto totalmente inmersa con esas revistas y... ¿pero eso no es la carpeta de mi contrato?. Hay varios documentos míos sobre el sillón de forma regada.

El vapor de la hoya se hace escuchar y Harumi al notar el sonido suelta la revista y se levanta hacia a la cocina. Yo gateo tras ella siempre con la mirada sobre sus descalzos pies y pendiente de no molestar sus pasos. Su silencio con migo me invita a quedarme con las primeras instrucciones de ayer, y cumplo con el acometido de estar pendiente de sus pasos siempre a su lado y a gatas. Cuando se detiene en un área de maniobra para apagar el fuego y tomar varios utensilios , yo dejo mis codos y antebrazos clavados al suelo y espero.

Pasó un buen rato hasta que la mesita bar quedó completada con los platos preparados para su almuerzo. Y claro, no se olvida de mi, y en mi doble comedero canino sobre el suelo ya hay agua, una parte de confrituras con poca pasta y pan hecho migas.

Con la costumbre y la experiencia desde Tasarte, como de mi comedero con una naturalidad sin la ayuda de mis manos y sin apenas manchar mi barbilla. El truco es alargar la lengua para atrapar los trozos y así no tengo que hundirme en el hueco. Sin embargo Harumi sentada en su taburete alto come en silencio. Parece muy tranquila y da la impresión de que se acompaña con una idea fija en su cabeza. Es como si tramara algo, por que noto una diferencia de actitud en ella en comparación al día de ayer.

Este silencio, el interés por repasar mis documentos del contrato, mi ficha y las revistas de animalización de esclavo, ¿podría ser una pista?. No se, supongo que es parte de lo que ya me había nombrado en cuestión de ser esclavo mascota por el tiempo prestado por la organización. Pero, no se, me inquieta el sentimiento de verme ignorado. Esta sensación de que no existo, como si fuera solo su sombra. Y es que cuando llegué a su apartamento Harumi era otra. Me hablaba, me preguntaba, y todo con un tono, que a pesar de ser solo su esclavo, lo hacía con el cariño y el respeto. Bien es cierto que con la llegada de Cris y la noche de ayer, su actitud se iba endureciendo. Y ahora solo se dirige a mí para una orden.

Termino de comer antes que ella y gateo un paso hasta echarme contra las patas de su taburete. Ella que me siente bajo la mesa, aprovecha y reposa un pie sobre mi nuca. Entonces tengo unas ganas de dejarme boca arriba para que mi rostro quedara en su planta, pero al final desisto al sentir que su pie me hunde mas al suelo.

Pasa un buen rato así y por fin su pie me libera. Aprovecho y levanto mi cabeza para hacer unos repetidos estiramientos. Luego bajo con todo mi cuerpo y me siento cómodo ahora que estoy tan cerca de sus bonitos pies sobre la barra metálica del taburete. Me gustaría seguir besándolos y lamerlos pero no me atrevo sin su indicación. Entonces recuerdo la última imagen de la revista que leía y emito una posición en la que me dejo con la barriga al techo. Recordando esa borrosa imagen en la portada aprovecho mi adiestramiento y me quedo con las piernas flexionadas y las manos igual como un perro boca arriba.

¿Divertido?, si, podría parecer. Estoy intentando llamar la atención de mi dueña pero ella ni me mira. Llego mas lejos y me arrastro de espaldas para que mi erección se acerque mas hacia donde sus pies se apoyan. Y cuando hay un pequeño tacto, ella se da cuenta y mira bajo la mesa...

- ¿Que haces?.

Iba contestar y otra vez me manda callar con un shhhh y añade:

- Ponte bien!

Rápido me pongo de mis rodillas y codos al suelo cerca de sus pies.

Harumi termina de comer y se levanta para recoger la mesa. Me dejo a gatas para apartarme un poco de su camino y espero en la misma posición con el protocolo hasta que ella termine.

Termina de dejar los platos en el fregadero y mirando su reloj de la muñeca va a su habitación. La sigo y veo emocionado como se quita la camiseta y la deja sobre la cama. Se tumba y se quita las braguitas ante mi discreta mirada.

- Ya sabes lo que tienes que hacer antes de que tu dueña se de una ducha. Sube!

Harumi que yace acostada sobre su cama separa ligeramente sus muslos para que yo llegue con mi hocico hasta su sexo. Así que una ves sobre su cama, hago utilidad de mi lengua para darle placer. La piel de su sexo rasurado es el mejor postre que podría tener. Mi lengua recorre la linea hasta conseguir separar los labios e introducirme mas al interior. Los gemidos de Harumi son otro canto que susurran en el ambiente. Es adorable sentir su placer y al mismo tiempo es un orgullo ser de utilidad para ella. Tengo la impresión de que este proceso siempre se repetirá a diario antes de su ducha. ¿Y cuantas veces se ducha al día?. ¿Es que pretende salir hoy?.

Su orgasmo llegó y con el su rostro vuelve a la seriedad sin ningún síntoma de agradecimiento. Prácticamente cerró sus ojos, pero antes me larga de su cama.

Pasa un rato que estoy en el suelo a la espera y mi dueña parece quedarse dormida. Pero el rato termina cuando de un espasmo se levanta y dice...

- Se nos va hacer tarde!

¿Se nos?. ¿En que se me va hacer tarde con ella? Me pregunto.

Harumi se levanta como un resorte y se va al baño. Cuando la voy siguiendo me dice...

- Espérame en el salón!

La prisa por ducharse me hace sospechar que no va quedarse en casa. Y esta duda se afirma cuando veo a mi dueña sacando ropa para luego.

Después de un rato largo mi dueña ya se había duchado y ahora está en su habitación y me llama.

Cuando gateo hasta ella la veo sentada a medio vestir y peinando su negra melena.

- Hoy vamos a tener una visita muy importante para tu futuro.

Yo me atreví mirarla a los ojos extrañado, y haciendo caso a mi condición del silencio, bajo la cabeza y miro hacia sus descalzos pies.

- Se que has tenido una buena nota en tu adiestramiento como perro con Lorena. De hecho responde muy bien tu sexualidad cuando te sientes mascota con una dama. Y hoy no te he dado ninguna de esas drogas que tanto te excitan como habrás comprobado. Y aún así tienes erecciones permanentes a pesar de que te has desahogado dos veces.

A pesar de que sus palabras me avergüenza, mi pene responde con espasmos.

- Te alquilé en un momento en el que aún no había tomado una decisión de lo que quería para mi. Y hoy en el trabajo he hablado con esta señora importante. ¿Sabes de quien te hablo?.

Niego con la cabeza.

- Es la señora Yurena García, hermana de Claudia a la que tu aún perteneces en Tasarte, y la madre de tu adiestradora de mascotas.

Mis ojos se abren de asombro al saber de que se trata de la madre de Lorena.

- Esta señora tiene un club aparte en el Salobre justamente en su casa y fincas de la zona. Allí una gran parte de esclavos de Tasarte se gradúan a un nivel mas alto de animalización. Tasarte es la base, pero en realidad se especializan mejor en los esclavos sexuales y domésticos. Ella que es muy amiga de mi madre, va tener la consideración de conocerte y darme algunos consejos. ¿Que te parece?.

- ¿Tengo permiso de hablar, Ama Harumi?

- Si

- Mi deseo es ser lo usted quiera para mi. Pero mejor siempre que esté con usted Ama Harumi.

- Que lindo!. Con respuestas así daría pena no escucharte hablar mas. Pero a partir de unos adiestramientos que tengo pensado para ti, la comunicación va ser con gestos y signos. No te preocupes, son como los que has aprendido con la hija de la señora Yurena. Esto va ser solo un repaso para ti, ¿no?.

Afirmo con la cabeza.

- Estoy deseando que llegue ya y te conozca!

Su mano acaricia mi cabello un rato para luego seguir preparándose en su tocador. Entonces me retira de su lado.

- Espera me en salón!

Continuará...

Report Story

byvlades© 0 comments/ 3196 views/ 0 favorites

Share the love

Tags For This Story

Report a Bug

1 Pages:1

Por favor, Puntúe esta presentación:

Please Rate This Submission:

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Please wait
Recent
Comments
by Anonymous

If the above comment contains any ads, links, or breaks Literotica rules, please report it.

There are no recent comments  - Click here to add a comment to this story

Add a
Comment

Post a public comment on this submission (click here to send private anonymous feedback to the author instead).

Post comment as (click to select):

También escuchar una grabación de los personajes.

Preview comment

Forgot your password?

Please wait

Change picture

Your current user avatar, all sizes:

Default size User Picture  Medium size User Picture  Small size User Picture  Tiny size User Picture

You have a new user avatar waiting for moderation.

Select new user avatar:

   Cancel