tagAnalLa Primera Vez

La Primera Vez

byjulio08©

Llegamos del cine con mi esposa Sonia, mi hermana Erika y su esposo Julian, y nos sentamos a hablar en la sala. Las tenues luces de la lampara, la musica romantica que yo habia colocado y unas copas de vino hacian del lugar, un perfecto sitio para el romance y la pasion. Sonia tiene un muy buen cuerpo, su bien formado trasero destaca dos hermosas nalgas y unas femeninas piernas. Sus redondas tetas complementan un conjunto bien armonioso para una mujer joven. Estabamos recien casados asi que yo disfrutaba de su cuerpo intensamente. Esa noche ella tenia puesta una de sus cortas faldas asi que su culo se destacaba hermoso. Mi hermana Erika por el contrario estaba pasadita de kilos y llegaban con Julian a su quinto año de matrimonio. Julian era corpulento y un agradable cuñado a pesar de que me molestaba mucho cuando observaba con deseo el cuerpo de mi esposa Sonia.

Abraze a Sonia mientras que al frente de nosotros mi hermana y su esposo hacian lo mismo sobre el comodo y amplio sofa. Hablamos de todo y por supuesto empezamos a contarnos nuestras vidas sexuales y las experiencias que habiamos tenido. Hablamos de posiciones y lugares donde lo habiamos hecho y empezamos a ponernos calientes.

-"Cual ha sido la mejor experiencia anal que han tenido?", le pregunto Julian a mi esposa Sonia.

-"Anal?... aun no lo hemos hecho anal.. debe ser terriblemente doloroso... que locura!!", respondio Sonia sorprendida.

-"No querida, estas muy equivocada.. no es doloroso si el te penetra usando algun gel facilitador.. por el contrario es de las sensaciones mas maravillosas sentir como la verga de tu esposo se te hunde y luego sientes su liquido caliente dentro de ti... el orgasmo es espectacular...", respondio mi hermana mostrando que ellos tenian una activa vida sexual anal.

Nos miramos el uno al otro y sonreimos.

-"Pense que era muy doloroso para la mujer", volvio a comentar Sonia.

-"No.. no lo es....quieren intentarlo?", pregunto Julian.

Hubo un silencio tenso en la sala. Mire a Sonia, mientras que ella miraba a Julian por su atrevida pregunta.

-"Ya que es la primera vez que van a tener sexo anal, nosotros les podemos enseñar como hacerlo y como disfrutarlo al maximo", volvio a comentar Julian, mostrandose interesado en que lo hicieramos.

-"Nos estan pidiendo que mi esposo y yo hagamos el amor aca en frente de ustedes?", pregunto mi esposa Sonia con cierto tono de intriga.

Nadie respondio, asi que yo me lanze al agua.

-"Bueno, cariño y porque no lo intentamos.. si nos gusta lo continuamos haciendo y si no nos gusta pues nos detenemos... asi de sencillo... no te parece o es que te da pena hacerlo en frente de ellos?".

Sonia hizo silencio y me miro con cara de sorpresa. Estabamos recien casados pero a lo largo de nuestra relacion de noviazgo nunca tuvimos sexo anal.

-"Si desean pueden empezar en su cuarto, estimularsen y cuando esten listos nos avisan", comento Julian de nuevo.

-"Ok.. hagamoslo.. pero si me siento incomoda cariño, nos detenemos", dijo Sonia aceptando la propuesta.

Nos pusimos de pie y observe como Julian miraba el culo de mi esposa. Sonia al caminar dejaba que sus nalgas se movieran alegremente mostrando lo parado que tenia su trasero. Julian al parecer estaba muy interesado de ver como yo le hundia mi verga en ese redondo culo virgen. El perfecto y moldeado trasero de Sonia le parecia muy deseable y merecia ser clavado por una verga.

Erika y Julian se quedaron en la sala mientras que nosotros subimos a la habitacion, nos desnudamos y empezamos a estimularnos, besandonos y dejando que nuestras manos recorrieran nuestro cuerpo. Lami su vagina y le chupe el clitoris pensando que Julian en ese momento me envidiaba. Como estabamos muy excitados, penetre la vagina de mi esposa y empezamos a hacer el amor. Apenas mi abdomen se sacudia encima de ella cuando entraron mi hermana y su esposo a la habitacion.

-"Estan listos chicos?", pregunto mi hermana.

Nos detuvimos y le retire la verga a Sonia, quien un poco apenada por su desnudez, me apresaba fuertemente, tratando de ocultar su cuerpo de la mirada de Julian.

Julian se ubico al lado de la cama mientras que mi hermana se hizo al otro lado. Observe como sus ojos recorrian el cuerpo desnudo de Sonia y su mirada reflejaba un deseo intenso por poseerla.

-"Sonia, ubicate en posicion doggy", le pidio Julian a mi esposa.

Asi lo hizo ella y observe como Julian pasaba saliva al ver esas dos redonditas nalgas, su hermoso ano y sus grandes y pronunciados labios vaginales. Su inmenso clitoris humedo reflejaba que ya estaba lista y Julian me mostraba su interes por su atractivo culo.

-"Sonia tienes una hermosa vagina y un perfecto trasero... te felicito", comento Julian de forma muy diplomatica al seguir observando el sexo de mi esposa.

-"Gracias Julian", respondio ella sonriendole.

-"Como... no te gusta el mio acaso cabron?", pregunto riendose mi hermana Erika.

Todos reimos.

-"Ricardo, viertele el aceite de bebe en el ano a Sonia y lentamente le hundes solo la cabeza del pene", sugirio Julian.

-"Sonia, sentiras un poco la molestia por la penetracion, pero sera pasajera ya que a medida que Ricardo te hunde la verga vas a sentir mucho placer", agrego mi hermana Erika.

Trate de penetrar el trasero de Sonia pero no pude. Le empujaba mi verga en su ano pero el saber que de pronto la iba a herir me preocupaba. Lo intente varias veces pero no tuve exito. El culo de Sonia era redondito y muy deseable y me parecia que lo iba a dañar al hundirle mi verga en su ano. Mientras que yo lo intentaba una y otra vez, Julian y Erika me observaban como yo fracasaba por penetrar el delicioso culo de mi esposa. De pronto Julian solto una pregunta que nos dejo en silencio a todos.

-"Ricardo, quieres que yo lo intente?"

Mire a Julian, luego a Erika y por ultimo me quede esperando a ver que decia Sonia.

-"Te molestaria cariño que Julian lo intente?", le pregunte a mi esposa.

-"a ti te molestaria, amor?", me respondio Sonia devolviendome la pregunta.

-"No", respondi.

Me baje de la cama para darle paso a Julian para que se ubicara detras de Sonia quien seguia en posicion doggy.

Julian se quedo quieto y en silencio en frente del trasero de Sonia. Lo vi como sus ojos recorrian el oscuro agujero del ano y miraba la vulva y el clitoris colgante de ella. Como todo un experto, Julian abrio las nalgas de mi esposa y sorprendido vi como facilmente le introdujo uno de sus dedos en el ano a ella. Sonia dejo escapar un quejido. Su dedo se hundio y se perdio en su totalidad dentro del culo de ella.

-"Te molesta?", le pregunto Julian a mi esposa.

Ella no respondio, asi que Julian le retiro su dedo y luego empezo a estimular el ano de ella, sacando y metiendo dos de sus dedos, imitando el movimiento de la verga. Sonia se empezo a quejar diferente. Lo empezaba a disfrutar.

Cuando yo esperaba que Julian me avisara que Sonia ya estaba lista para ser penetrada por mi verga, ocurrio algo inesperado. Julian seguia arrodillado detras de ella teniendo en frente suyo ese preciado tesoro, asi que el le retiro sus dos dedos y vi como sus manos se dirigieron a su pantalon. Julian abrio su cinturon, corrio su calzon interior y saco su verga ya erecta. Su coño era mucho mas grande y grueso, y estaba ya rigido como presintiendo que yo fracasaria en mi intento y la verga de el seria la afortunada esa noche.

Erika me abrazo y me susurro al oido:

-"Aprende como es que debes hacerlo, hermanito..".

Luego el tomo su verga con su mano y la ubico en la entrada del ano de Sonia.

-"Toma aire y retenlo por 10 segundos", le pidio Julian a mi esposa.

Justo cuando ella tomaba aire, vi como la cabeza del pene se hundia dentro del ano de ella con relativa facilidad. Mi esposa no se quejo. Pasaron los 10 segundos y ella solto el aire.

-"Ahora relajate y disfrutalo", le comento Erika a Sonia mientras que mi hermana me seguia abrazando.

En los siguientes 30 segundos fui un mudo testigo de como la verga de Julian se hundia mas y mas dentro del trasero de mi esposa hasta que la totalidad de su pene quedo dentro de su culo. Sonia y el gimieron y se quejaron a medida que el ano recibia ese gran pedazo de carne sediento de sexo. La verga de Julian se perdia de mi vista a medida que entraba en el trasero de ella. Al final yo con mi verga completamente erecta y dura no podia entender como su coño estaba ya en su totalidad dentro de su delicado culo.

La posicion doggy en que estaba ella, me permitia tener una vision perfecta de lo que ocurria con su trasero. El la tomo de la cintura y bajo su cabeza mirando su culo. Parecia no creer que toda su verga estaba dentro de esa belleza de trasero. Julian empezo lentamente a moverse permitiendo que su verga entrara y saliera del ano de mi esposa, quien empezo a quejarse aumentando cada vez mas el volumen de sus gemidos. Pero ella no era la unica que lo estaba disfrutando ya que al parecer, el virgen culo de Sonia cobro rapido su precio. El rostro de Julian reflejaba lo bien que la estaba pasando mientras que el seguia aumentando la cadencia de sus movimientos. Me imagino yo que lo estrecho del ano ejercia una presion muy fuerte sobre su verga. Pasaron solo unos minutos en que el clavaba con pasion el culo de Sonia cuando de pronto Julian se volteo hacia nosotros y con voz entrecortada me dijo:

-"Ricardo... perdoname..... pero no aguanto... no aguanto mas..."

En la habitacion el dejo escapar un grito de placer mirando hacia el techo mientras que su abdomen se movia de manera descontrolada. Sonia tambien grito:

-"Arrghhhh amor que delicia....que deliii....cia"

Julian se acababa de derramar en el trasero de Sonia y ella llegaba al orgasmo al sentir los chorros de leche caliente dentro de su culo. Yo acababa de ser testigo de su primera experiencia anal.

El se siguio sacudiendo hasta que termino de eyacular. Luego de quedarsen inmoviles, el le retiro la verga del culo, dejandole su ano salpicado de su liquido blanco y vizcoso. Su coño salio completamente embadurnado producto de lo que fue muy seguramente una poderosa carga de semen.

Yo seguia con mi verga dura ya extasiado de ver lo que habia ocurrido. Erika como compadeciendose de mi y en parte celosa porque Julian acababa de derramarse dentro del culo de mi esposa se hizo en frente mio y se arrodillo. Me tomo la verga con sus manos y me miro fijamente a los ojos.

La mire con sorpresa por lo que ella planeaba hacer con mi verga. Mire a Sonia quien en ese momento abria sus ojos, dejaba la posicion doggy que tenia y se volteaba boca arriba con sus piernas completamente abiertas para relajarse un poco despues del orgasmo. Su ano salpicado de semen, lucia rojizo y maltratado por los movimientos de la verga de el, pero estaba completamente abierto producto de la excitacion. Su vagina lucia brillante, exquisita y lista para ser penetrada.

Erika miro en silencio a Julian y se llevo a su boca mi verga en venganza por lo que acababa de pasar. Empezo a mamarmela deliciosamente mientras Sonia y el nos observaban. Cerre los ojos por un instante cuando me senti muy excitado. Los labios de Erika estaban haciendo una labor fantastica y su boca succionaba mi pene dandome mucho placer. No se cuanto tiempo pase con los ojos cerrados, pero cuando los volvi a abrir vi como las piernas de Sonia abrazaban el cuerpo de Julian, quien encima de ella terminaba de acomodar su verga dentro de su vagina. Sonia dejo que Julian se ubicara sobre ella y la penetrara. Cuando la totalidad de su verga entro en su vagina, Julian dejo escapar un grito de placer, reflejando la maravillosa sensacion que se siente al hundir el coño dentro de Sonia. El empezo a mover su abdomen, permitiendole a su verga entrar y salir libremente de su vulva. Su pene quedaba visible por unos segundos y luego se hundia hasta perderse en lo profundo de la vulva repitiendo esta cadencia una y otra vez. Sus grandes y pesados testiculos bailaban de un lado para otro como celebrando ese inmaculado movimiento. Por el tamaño de sus bolas me di cuenta que la vagina de Sonia iba a ser llenada de su leche. Julian le estaba haciendo el amor a mi esposa mientras Erika me mamaba la verga.

Lo que habia empezado como una primera clase de sexo anal se habia convertido en una experiencia formidable para los cuatro pero en especial para Julian, ya que tuvo la fantastica oportunidad de explotar su verga dentro del culo de Sonia y ahora su coño estaba descubriendo la increible sensacion de hacerle el amor penetrando su estrecha vagina. Mientras que Julian taladraba su vulva, Sonia me seguia mirando con cara de verguenza y pena. Se sentia incomoda de ver como Julian la clavaba mientras que yo observaba.

Sorprendido por lo que estaba ocurriendo y celoso de ver a mi cuñado montando a mi esposa me dirigi a Sonia:

-"Me extrañas?"

-"Si", me respondio ella mientras su cuerpo seguia siendo sacudido.

Detuve a Erika al sacarle mi verga de su boca y me acerque a la cama y me ubique al lado de Sonia observando su rostro de satisfaccion. Julian por lo visto hacia un buen trabajo encima de ella y mi esposa lo estaba disfrutando. Sonia abria y cerraba los ojos de forma intermitente mostrandome como la inmensa verga de Julian le daba la sensacion de placer que ella queria.

Algunos pensaran que soy un enfermo pero me parecio muy erotico ver a mi esposa con un hombre encima suyo haciendole el amor apasionadamente. De Sonia solo se veia su cara, sus brazos abrazaban la espalda de Julian y mas abajo sus piernas abiertas. De resto tenia en frente mio el cuerpo desnudo de mi cuñado meciendose sobre el de mi esposa. La gran musculosa espalda de el tapaba el delicado cuerpo de ella. Los movimientos pausados del culo y de su abdomen mostraban como su verga recorria una y otra vez cada centimetro de la vagina de Sonia entrando y saliendo. La cabeza de el estaba al lado de la de Sonia y de su boca se escuchaban los gemidos que deja salir un hombre cuando le hace el amor a la mujer de sus sueños.

No pude aguantar las ganas asi que me subi a la cama, colocandome arrodillado al lado de la cara de Sonia. Ella tomo mi verga y me la empezo a mamar mientras que Julian seguia encima de ella haciendole el amor. Como yo ya estaba caliente con lo que habia hecho Erika, mi verga estaba a punto de explotar. Pasaron un par de minutos para que Julian aumentara su cadencia de movimientos y nos diera a entender que se aprestaba a llegar al orgasmo. De forma abrupta el se detuvo y levantando su rostro me miro. No podia hablar, al parecer algo se lo impedia, su respiracion se habia detenido, su cara de desespero reflejaba el hecho de que queria decirme algo pero todas sus energias estaban concentradas en aguantar por unos segundos la brutal eyaculacion, la cual era inminente. Sonia al ver que el no se movio mas encima suyo, saco mi verga de su boca y tambien lo observo. Julian dirigio su mirada hacia ella y Sonia lo comprendio sonriendo:

-"Julian... no te preocupes... puedes derramarte ..", dijo ella.

Paso un corto segundo y con la aprobacion de mi esposa, Julian se libero. Fue una experiencia increible ver como el levantaba su rostro nuevamente mirando hacia el techo, quedandose inmovil por un par de segundos, abriendo sus ojos de forma desorbitada y luego con un grito nos dejo entender que su verga acababa de estallar dentro de la vagina de Sonia. Ella al sentir los impetuosos chorros de semen caliente en su vagina, dejo salir un largo y continuo gemido de placer y con sus ojos cerrados, tomo mi verga de nuevo, la metio en su boca y me la succiono lo suficiente como para darme un delicioso orgasmo. Mi pene exploto inmediatamente sobre su cara lanzando poderosas cargas de semen, dejandole su rostro y su cabello salpicado por mi liquido.

Mientras que Julian seguia gritando y eyaculando abundantes cantidades de su leche dentro de la vagina de mi esposa, mi pene tambien le entregaba poderosos chorros sobre su cara.

Al cabo de un rato las contracciones abdominales de Julian se detuvieron mostrando que habia terminado de eyacular y sus grandes testiculos habian depositado toda su carga dentro de Sonia. Presintiendo que la jornada de sexo habia finalizado, el beso y lamio las tetas de Sonia por ultima vez y le retiro lentamente su pene. Como me imagine, las bolas eran ahora dos diminutos sacos genitales completamente desocupados. Abraze a mi esposa por un rato mientras Julian y Erika se retiraban de la habitacion. Ella se volteo y su ubico nuevamente en posicion doggy y me pidio que la penetrara analmente. Tuve una maravillosa vista. Su rojizo ano estaba completamente abierto y tenia un anillo de semen alrededor, sus labios vaginales y su vulva estaban tambien salpicados del liquido de Julian. Comprendi que despues de todo el me habia entregado a Sonia ya lista para lo que yo queria.

Durante la siguiente hora disfrute por primera vez en la vida del maravilloso sexo anal con mi esposa. Grite y me derrame copiosamente dentro de su trasero.

A partir de esa noche, mi verga se dedico a su exquisito culo y su deliciosa vagina a pesar de que sabiamos que otra afortunada verga tambien tuvo primero esa oportunidad.

Report Story

byjulio08© 3 comments/ 51192 views/ 1 favorites

Share the love

Similar stories

Report a Bug

1 Pages:1

Por favor, Puntúe esta presentación:

Please Rate This Submission:

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
Please wait
Recent
Comments
by Anonymous

If the above comment contains any ads, links, or breaks Literotica rules, please report it.
by Anonymous04/04/17

coño

COÑO es la vagina, no el pene Huevón!!
Le quitas toda la carga erótica al relato. Pero cómo puedes ser tan bruto?

If the above comment contains any ads, links, or breaks Literotica rules, please report it.

Show more comments or
Read All 3 User Comments  or
Haga click aquí para dejar su propio cometario en esta presentación!

Add a
Comment

Post a public comment on this submission (click here to send private anonymous feedback to the author instead).

Post comment as (click to select):

También escuchar una grabación de los personajes.

Preview comment

Forgot your password?

Please wait

Change picture

Your current user avatar, all sizes:

Default size User Picture  Medium size User Picture  Small size User Picture  Tiny size User Picture

You have a new user avatar waiting for moderation.

Select new user avatar:

   Cancel